15 ciudades de España estrenaron este fin de semana red 5G

Pese a las sanciones y amenazas del Gobierno de Estados Unidos, España estrenó este fin de semana el servicio comercial de la red 5G de la mano de Huawei junto con la operadora británica Vodafone.

Solo los propietarios de tres equipos móviles de fabricación asiática son quienes por ahora pueden disfrutar del servicio. Se trata de los celulares Xiaomi Mi MIX 3 5G, LG V50 ThinQ5G y el Samsung Galaxy S10 5G. Además, es necesario que el cliente tenga contratado uno de los paquetes de Vodafone sin límite de consumo de datos móviles, que oscilan entre los 40,99 euros a los 109 euros al mes.

España es el tercer país de Europa que se lanza al ruedo 5G después de Suiza y San Marino. Y aunque el país se ha asociado con Huawei para instalar la infraestructura tecnológica, su equipo que levanta la red (el Huawei Mate X 5G) quedó por ahora excluido de la oferta hasta que se dilucide si Google le permitirá hacer uso de Android.

La red está disponible en quince ciudades españolas y para 2021 promete estar optimizada al cien por ciento.

Reporteros del diario español El País reseñaron sus experiencias con el servicio en algunos lugares de Madrid. En una nota indicaron que registraron velocidades de internet 10 veces más rápidas que las obtenidas con 4G, pero la promesa es que el aumento sea de 250 veces.

Explicaron que la experiencia con el celular Xiaomi fue de lograr una velocidad de 840 mega bites por segundo al conectarse a la red 5G, a diferencia de los 90 mb a los que llega al colocarlo en la modalidad 4G.

La mayor diferencia fue registrada al descargar archivos grandes, tales como audiovisuales. Una película se descargó en el celular con 5G en apenas 10 segundos. En ese tiempo, un equipo conectado al 4G apenas iba por el 7% de avance. Igualmente, la descarga de aplicaciones es notablemente más veloz. Otra gran promesa es la velocidad de latencia para videojuegos.

Los reporteros no vieron gran diferencia al ver contenidos en streaming, hacer video llamadas y al subir archivos a la nube. Según los voceros de Vodafone, esto no es culpa del 5G, sino de las aplicaciones, que aún no se han adaptado a las posibilidades que les da la nueva plataforma para mejorar la experiencia de los usuarios.

Por Rosa Raydán / Supuesto Negado