Apagones cercan el poder político

Apagones

El pasado miércoles, lo que Corpoelec identificó como una falla en la subestación Pineda, dejó a los vecinos de la parroquia Altagracia sin el suministro eléctrico. La situación en la zona se mantuvo por varias horas y a pesar de que el gerente regional central de Transmisión de Corpoelec, Carlos García, indicó que la instancia se encontraba realizando las labores pertinentes para solventar la falla, la misma siguió presentándose, reseñó El Estímulo.

ApagonesLa subestación Pineda es la encargada de surtir de electricidad a la avenida Sucre, Altagracia y La Pastora, y requirió el reemplazo de un cable subterráneo de 30 kilovatios. La gravedad de la situación conllevó a que el ministro de Energía Eléctrica, Luis Motta Domínguez, se dirigiera al lugar para supervisar el inicio de las labores de reemplazo del cable.

Sin embargo, la falla que se registró el 15 de agosto y que según los vecinos afectó incluso al Palacio de Miraflores, seguía siendo atendida el viernes 17, luego de que un nutrido grupo de residentes de la zonas afectadas (Alta Vista, Altos de Cutira, Macayapa, Brisas de Propatria, El Manicomio, La Pastora, Lídice, Los Frailes, Altagracia y 23 de Enero) protestara en las cercanías del Palacio exigiendo la pronta restitución del servicio.

ApagonesAl igual que sucediera en el estado Zulia, varios negocios de la capital se vieron afectados, los locales ubicados entre la Avenida Universidad y la avenida Este 2, estaban a oscuras y con ausencia de clientes. Al respecto, un comerciante de una frutería expresó que por no poder usar el punto de venta no había reportado ventas, añadiendo que si la situación no se arreglaba iba a tener que cerrar y esperar hasta el martes 21 de agosto para abrir nuevamente, arriesgándose a perder la mercancía, recogió Crónica Uno.

_____________________

Por Yonaski Moreno / Supuesto Negado