¿POR QUÉ EN ARGENTINA ESTÁN PROTESTANDO LOS ABUELOS?

argentina

Después de haber pasado por un proceso de reivindicación histórica en casi todos los países con procesos progresistas en Suramérica, parece haber llegado una nueva época de oscurantismo para el sector de los pensionados de la mano de los gobiernos neoliberales de la “nueva derecha”, y Argentina parece ser el “tubo de ensayo” de esta “nueva propuesta”.

Los hechos

Finalizando el mes de noviembre el senado aprobó y direccionó al congreso para su discusión y aprobación el proyecto de lo que dio en llamar la “reforma previsional” al sistema de pensiones.

El jueves 14 de diciembre, en medio de protestas, se comenzó a debatir en el congreso, pero debido a que los acontecimientos fuera del recinto legislativo se salieron de control, resultando civiles heridos y detenidos, se suspendió la sesión.

El día lunes 18, igualmente con disturbios, se llevó a cabo el debate que se extendió hasta la madrugada del 19 y tras el cual la reforma fue probada  con 127 votos a favor, 117 en contra y 2 abstenciones.

argentinaEsta protesta se desarrolló bajo las consignas de “Macri no te metas con nuestros viejitos” y “Macri, con los viejos no HDP” (abreviación de “hijo de puta”, por supuesto), y como fue natural durante las “alteraciones del orden público” bajo el mandato de Temer en Brasil, la policía salió a las calles “sin creer en nadie” para “dispersar” las protestas, resultando bastantes personas heridas (más de 162 y 88 de ellos policías), incluso viejitos. Se observó a Macri visitando y solidarizándose con los policías heridos, no así con los civiles que corrieron igual suerte.

argentinaEsta reforma al sistema de pensiones se realizó bajo la premisa de “proteger” a los pensionados y, al mismo tiempo, garantizar la “sostenibilidad” del sistema de seguridad social, el cual, según se estima, exige cerca del 40% del presupuesto nacional anual. Macri afirmó que “lo que hemos hecho con esta reforma es defender a los jubilados”.

El “pequeño problema” con esta reforma es que cambia la manera de calcular el aumento de las pensiones respecto a los aumentos salariales que se hacen. Pero ¿cuál es el problema?

La fórmula utilizada durante la época kircherista para calcular el aumento de las pensiones estaba anclada en 70% en la inflación y 30% en el aumento del salario en el sector formal, y esta propone que este cálculo se haga ya no de este modo, sino tomando estos factores en proporciones iguales. Esto quiere decir que cuando se aumente el salario en marzo, las pensiones subirán cerca de 6%, en lugar del 16% que aumentarían con el antiguo cálculo.

Lo que argumenta el gobierno

A partir de la cifra expresada arriba sobre la magnitud presupuestaria de las pensiones, que están repartidas entre aproximadamente 8 millones de ancianos, de los cuales se señala que solo 3 millones hicieron aportes al sistema de seguridad social, mientras que los otros 5 millones fueron agregados al sistema de pensiones por los gobiernos kirchneristas, bajo la premisa de la “deuda” y justicia social.

El gobierno afirma que esto es “insostenible” y que puede “quebrar al Estado”, por lo que impulsó este nuevo modo de calcular los aumentos, asegurando que se garantiza que se pueda continuar pagando las pensiones en el próximo año, en vista de que tras un decreto judicial realizado a finales de 2015 el gobierno central ya no dispone de una cantidad de recursos de las provincias con los que Cristina Fernández financiaba parte de las pensiones.

Se asegura, a su vez, que se quiere controlar la inflación para lograr dicha “sostenibilidad”. El Ejecutivo intentó apaciguar las cosas anunciando un bono especial para saldar la diferencia de ingresos en marzo, lo que no parece haber tenido mayor efecto.

Un “ataque” contra los pensionados del kirchnerismo

Por otro lado, algunos “expertos” argentinos consideran que esta reforma afectará menos a los pensionados que sí realizaron aportes al sistema de seguridad social (3 millones de los 8 totales), ya que la nueva ley garantiza que este segmento recibirá, a largo plazo, no menos del 82% del sueldo mínimo, beneficio que no tendrían los pensionados incorporados por el kirchnerismo.

argentinaEl pueblo argentino sigue manifestándose para exigir la derogación de la reforma previsional y ahora también contra la reforma tributaria que se está discutiendo actualmente en el parlamento, a la vez que se esperan más protestas contra el paquete de reformas planteadas por Macri, donde se destaca la modificación a la ley laboral. Y entre todo este alboroto, una de las cosas que más llama la atención es que el presidente Macri se fue de vacaciones decembrinas por 15 días. Sabroso tener un presidente empresario, ¿no?

_______________________

Por Manuel Ovalles G. / Supuesto Negado