Caraqueños ya no consumen tanto alcohol: hasta 80% ha descendido consumo

Entre 75 y 80 por ciento ha descendido el consumo de alcohol en el Área Metropolitana de Caracas debido a la crisis hiperinflacionaria, declaró Carlos Salazar, presidente de la Cámara de Licores del Área Metropolitana de Caracas (Calicor).

“La ventas de bebidas alcohólicas en la capital han experimentado una caída de 75 a 80% en lo que va de 2019”, informó Salazar reseñado por el medio digital Contrapunto, y responsabilizó del hecho a la hiperinflación, que ha hecho descender el nivel adquisitivo de los capitalinos, que destinan lo poco que ganan a comprar comida.

“No manejamos cifras exactas, pero desde Calicor estimamos una contracción en el sector licorero de 75 a 80% en lo que va del año. Cada día son más los comercios cerrados porque la crisis inflacionaria afecta directamente sus ingresos, ya que el poder adquisitivo del venezolano no da ni siquiera para comprar comida”, dijo.

Supuesto Negado se trasladó a la licorería Celicor ubicada en Las Mercedes. Allí hablamos con Jesús Fernández, un antiguo cliente, que nos explicó que mientras un litro de ron, del más barato, cuesta mínimo 40 mil bolívares (un sueldo mínimo), una botella de cocuy artesanal se consigue en 15 mil.

“Una botella de ron barato, barato, no baja ahorita de 40, en cambio una de cocuy, más o menos bueno, lo puedes conseguir en 15”, detalló, pero alertó que hay que tener cuidado y revisar si la botella tiene certificación, permisos sanitarios o cartas de origen, por el peligro de que estos puedan tener una graduación superior a 40 grados, lo máximo permitido en Venezuela.

Control al licor artesanal

De la misma opinión es Salazar, quien hizo un llamado a las autoridades y población en general para evitar consumir estos licores caseros.

“Estamos realizando una campaña de concientización para que los usuarios dejen de consumir bebidas clandestinas. Las autoridades, en trabajo conjunto con la comunidad, debemos detener este flagelo”, adelantó.

Recientemente se han registrado casos de intoxicación y fallecimientos por el consumo de bebidas alcohólicas que no cumplen con los estándares para el consumo humano seguro.

“Las bebidas que más se venden son aquellas que son de menor costo porque es lo que los consumidores pueden pagar”, aseveró Salazar.

Por Maya Monasterios Vitols / Supuesto Negado