Citgo emitirá bonos y pedirá un nuevo préstamo para refinanciarse

La filial de Petróleos de Venezuela (PDVSA) en EE.UU., Citgo Holding, anunció que emitirá mil 370 millones de dólares en bonos con vencimiento en 2024 y buscará obtener un préstamo por 500 millones de dólares, a cuatro años, con el objetivo de refinanciar su deuda.

De esta forma, la empresa −cuyos activos son controlados por la junta directiva ad hoc designada por el diputado a la Asamblea Nacional, Juan Guaidó y respaldada por Estados Unidos− recomprará los mil 870 millones de dólares de sus bonos.

Mientras tanto el Gobierno del presidente Nicolás Maduro intenta recuperar el control de la empresa, con una demanda interpuesta ante un tribunal de Delaware para que la justicia estadounidense reconsidere el traspaso de la empresa a la junta directiva designada por Guaidó.

Si el Gobierno del presidente Maduro llegara a ganar la demanda, el refinanciamiento caería en manos de su administración.

Se espera que este jueves las partes en pugna asistan a los tribunales para presentar sus alegatos orales, relacionados con la demanda.

Actualmente, Citgo tiene 3.000 millones de dólares en pasivos que vencen entre este año y febrero del próximo, son los denominados Citgo 20 y los PDVSA 20.

Hasta el momento, los mercados internacionales no han reaccionado al comunicado de Citgo ofreciendo los bonos. Se desconoce con cuáles entidades financieras la empresa encabezada por Laura Palacios se encuentra discutiendo este refinanciamiento.

Hasta la fecha, los activos de Citgo se encuentran totalmente comprometidos, pues la mitad de sus acciones fueron puestas como garantía de un crédito solicitado a la petrolera rusa Rosneft, por un monto de mil 500 millones de dólares.

El año pasado, PDVSA intentó negociar sin éxito un cambio de condiciones para este crédito, pero la compañía rusa se negó a aceptar cualquier otra opción.

Citgo está compuesta por aproximadamente cinco mil estaciones de servicio, tres refinerías y alrededor de tres mil 500 trabajadores con suelo estadounidense.

Por Andreína Ramos Ginés / Supuesto Negado