“QUIEREN SEGUIR PRESIONANDO AL PUEBLO CON LA COMIDA”

Preguntamos a Yenise Arteaga, miembro de un CLAP, si los CLAP eran la solución. Esto fue lo que nos dijo.


La vocera del comité de alimentación del consejo comunal Alicia Núñez de la parroquia San Agustín, en Caracas, Yenise Arteaga, reparte por igual la responsabilidad del desabastecimiento de alimentos en el país: si bien las empresas privadas hoy acaparan los productos, los venezolanos desaprovecharon la oportunidad de sembrar “cuando Chávez nos lo dijo”, e insta a los funcionarios que están “arriba” en el Gobierno nacional a que se “organicen” para solventar la coyuntura.

En su localidad aún están conformando el primer Comité Local de Abastecimiento y Producción (CLAP), sin embargo, ya han asignado a un grupo de nueves jefe y jefas de calle, quienes han atendido a 235 personas de la populosa comunidad. Para Arteaga es importante que quienes asuman el liderazgo de repartir las conocidas “bolsas de comida” sean revolucionarios para que no saboteen el proceso e inciten a la gente a saqueos.

-¿Cómo es el proceso de distribución de alimentos en los CLAP?

-Se descarga el camión en el que llega la mercancía, se lleva a la bodega y allí se distribuye al siguiente día por bolsa, en la que se incorporan los artículos, y de allí se llevan a la comunidad. Los artículos siempre varían, allí puedes conseguir -lo que nunca han quitado- que es el arroz y la harina. Si varia, a veces viene pasta, caraota.

-¿Cómo han trabajado las bodegas y los supermercados con ustedes? ¿Sí han trabajado?

-Sí han trabajado. Las bodegas privadas sí han traído lo que consiguen, y lo venden a la comunidad. Allá arriba en la comunidad de nosotros no ha subido ningún camión de la empresa Polar. Son los bodegueros como tal que bajan a comprar sus productos y los venden. Los camiones que llegan son de Mercal y Pdval.

-¿Cómo perciben las personas que habitan en la comunidad este tipo de acciones?

-Es como todo, algunos contentos y otros descontentos. Unos se conforman con lo poco que le llega y otros quieren otra cosa mejor. Pero hasta el momento todo ha sido organizado, no hemos tenido peleas.

-¿Usted cree que estas acciones pueden solventar el problema de la escasez de productos?

-Si llegaran más rubros, sí se puede solventar el problema de la escasez, pero en la medida que sigan escasos, no creo que sea la medida para solventar el problema. La solución de la escasez de rubros llevaría a un éxito al Gobierno, pero si no eliminan la escasez, eso va a llevar a más problemáticas.

-¿Cómo piensan que se podría solventar esta situación?

-Yo creo que si le hubiéramos hecho caso al presidente (Hugo) Chávez, que había que sembrar, que había que estar organizados, esto nunca hubiera llegado a donde está. Porque a los venezolanos no les gusta sembrar, sino que todo lo compran; y a otros no les gusta trabajar, sino que les gusta que les den. Porque eso era lo que decía el presidente Chávez: que sembraran, porque para eso le dio bastante créditos a los agricultores, para que sembraran y no se dejaran guiar, porque esto venía.

Yo creo que si le hubiéramos hecho caso al presidente (Hugo) Chávez, que había que sembrar, que había que estar organizados, esto nunca hubiera llegado a donde está. Porque a los venezolanos no les gusta sembrar, sino que todo lo compran”.

-¿A qué se refiere cuando insta a la gente a organizarse más?
-A la gente de arriba, porque la cosa viene de arriba.

-¿De arriba quienes?

-Los que mandan, donde está la Presidencia, porque el Presidente manda a este y cada quien hace un poquito, lo que le conviene.

-Y en cuanto a la empresa privada, ¿hay responsabilidad?

-Claro que sí hay responsabilidad, porque te escasean los alimentos pero no te escasean el aguardiente. Todos los de la empresa privada son los que tiene los rubros acaparados.

-¿Cómo percibe el pueblo esta situación de escasez de alimentos?

-Malísimo. Hay personas que pasan todo el día en una cola y no consiguen nada. Yo sí lo he vivido, yo sí he ido a una cola y me dicen: “se acabó, no hay nada”.

-¿Qué opinan ustedes sobre los saqueos?

-Malo, porque eso lo que trae es descontento en la población. Hay muertos, agresividad, tanto de la comunidad como de los policías, y eso es lo que no se quiere, que ni la policía agreda a la comunidad ni la comunidad a la policía.

-Sin embargo, algunos sectores políticos aseguran que lo que puede suceder es algo igual al “Caracazo” ¿Cómo lo ve usted?

-Yo viví “El Caracazo”. ¡Claro que eso es lo que están haciendo! Esa represión de comida, incitando a la gente a que vaya a saquear es para que haya una desgracia como hubo en “El Caracazo”, y hasta más, porque ahora hay más cuerpos policiales y puede haber más muertos.

-¿Cree que los cuerpos policiales ante un evento así pueden someter al pueblo como en “El Caracazo”?

-Sí lo hacen. Claro que sí lo pueden hacer.

-Es decir ¿usted considera que la escasez de alimentos pudiera estar ligado a un posible estallido social?

-Sí se puede decir. Si sigue la oposición estando en el punto clave, sí puede haber un estallido social.

-¿Qué opina de la postura de la mayoría opositora en la Asamblea Nacional, quienes no han hecho una ley para solventar este problema?

-No lo han hecho ¿por qué?, porque el Presidente (Nicolás Maduro) dice una cosa y ellos están en desacuerdo y hacen otra, para seguir con la guerra, para que exista un (referéndum) revocatorio. Lamentablemente eso es lo que ellos quieren, seguir presionando al pueblo con la comida para que exista un revocatorio.

Víctor Lara Quintero/Supuesto Negado