Desde el 30 abril han sido sustituidos los jefes del Sebin, PNB y FAES

Desde el fallido intento de golpe de Estado del 30 de abril de 2019, encabezado por Juan Guaidó, han sido sustituidos cuatro jefes de tres organismos de seguridad del Estado: Policía Nacional Bolivariana (PNB), Fuerza de Acciones Especiales (FAES, perteneciente a la PNB), y Servicio Bolivariano de Inteligencia (Sebin).

Otros no han sido tocados, como el general Iván Hernández Dala, jefe de la Dirección General de Contrainteligencia Militar (DGCIM) y de la Guardia de Honor Presidencial (GHP), y quien desfiló junto a Nicolás Maduro en una marcha de madrugada realizada en Fuerte Tiuna junto a las principales figuras militares para mostrar su lealtad al jefe de Estado.

Estos son los nombres de los sucesores, que reemplazaron a pesos pesados (algunos sancionados por EE.UU.) dentro de estos órganos. Recientemente Juan Guiadó ha dicho que el alzamiento fracasó porque los involucrados faltaron a su palabra ese día.

“Algunas personas no han cumplido su palabra (…) Esto no significa que no lo hagan pronto”, dijo el autojuramentado diputado.

Servicio Bolivariano de Inteligencia (Sebin): Fue removido de su cargo el general Manuel Cristopher Figuera, a menos de un año de su nombramiento, en octubre de 2018. En febrero el exgeneral había sido incluido en la lista de sancionados de Estados Unidos por supuestas violaciones a los derechos humanos. Las sanciones incluían congelamiento de bienes en ese país e impedimento de trato de ciudadanos estadounidenses con él. Fue reemplazado por Gustavo González López, su antecesor y también parte de la lista.

Policía Nacional Bolivariana (PNB): Asume el general de la Guardia Nacional (GNB) Elio Ramón Estrada Paredes, para reemplazar al también general Carlos Pérez Ampueda, quien antes de esta designación se desempeñaba como comandante de la Zona N°43, en Cotiza.

Fuerza de Acciones Especiales (FAES): Corrió la misma suerte el jefe del FAES, Rafael Bastardo. El nuevo jefe de este equipo élite de la PNB es Miguel Ramírez, a quien medios de oposición ya se han apresurado a señalar como miembro de un “colectivo” y de estar involucrado (pese a que nunca fue enjuiciado por este caso) en la muerte de Bassil Da Costa el 12 de febrero de 2014, cuando iniciaron varios meses de guarimbas incitadas por Leopoldo López.

Estos tres organismos, junto a la FANB, son estratégicos en la seguridad del Estado venezolano, cuyo Gobierno está siendo presionado a nivel internacional para abandonar el poder que asumió en enero pasado, tras haber sido elegido Nicolás Maduro por más de 6 millones de personas el 20 de mayo, ante la ausencia de la masa electoral opositora, que se abstuvo por recomendación de su dirigencia.

Por Maya Monasterios / Supuesto Negado

[Publicado en supuestonegado.com el 8 de mayo de 2019]