España condenaría firmemente una intervención extranjera en Venezuela

“No todas las posiciones están sobre la mesa. Hemos advertido claramente que no apoyaríamos y condenaríamos firmemente cualquier intervención militar extranjera, que esperamos que no se produzca”.

Así lo expresó el ministro de Asuntos Exteriores, Unión Europea y Cooperación de España, Josep Borrell, este domingo, durante la inauguración de la Cumbre entre la Liga Árabe y la Unión Europea, que se celebra en Sharm El Sheij, y en la que 37 líderes de ambas regiones intentarán encontrar espacios de entendimiento sobre asuntos como la inmigración, el desarrollo o la lucha antiterrorista.

Aseguró que su país condenaría esa acción ya que no es la vía para solucionar la crisis.

El funcionario español enfatizó que “la solución en Venezuela no puede provenir más que de una solución democrática pactada entre los venezolanos y de la convocatoria de unas elecciones presidenciales”.

Resaltó que España está buscando una posición común con sus socios europeos en el tema venezolano.

“España juega en este terreno ejerciendo un evidente liderazgo en la Unión Europea, pero jugamos conjuntamente con otros países europeos una posición común (…) Hay un grupo de contacto de la Unión Europea en estos momentos en Caracas”, destacó.

Además, el funcionario recientemente catalogó como “desproporcionado” que España y el resto de la Unión Europea tomen medidas para romper las relaciones diplomáticas con Venezuela.

El pasado 13 de febrero, el canciller español aseveró que “hay una posición común en la Unión Europea y se la hemos hecho saber al consejero de Seguridad de Estados Unidos: es que la solución al caso venezolano no es una intervención militar de EE.UU. El récord de intervenciones militares de ese país en América Latina, las cuales no se puede decir que hayan sido un éxito los llevaría a abstenerse de esa intención”.

No obstante, pese a la postura de no intervención a la nación suramericana, España junto a varios países de la Unión Europea desconocen al presidente Nicolás Maduro y han reconocido a Juan Guaidó como “presidente encargado”, solicitando convocatoria de elecciones presidenciales en Venezuela.

Por Beriozka Fereira / Supuesto Negado