Gustavo Dudamel: “Mi papel es de unir, y no dividir”

Dudamel

El director de Orquesta, Gustavo Dudamel, habló recientemente sobre los problemas que afronta Venezuela, resaltando la importancia de seguir luchando para la construcción del futuro. El venezolano negó las acusaciones de “guardar silencio” ante la situación del país e instó a que cada quién asuma las responsabilidades que tiene, en pro de la transformación del país.

En una entrevista concedida a la Agencia Alemana de Prensa DPA, Dudamel expresó que él conoce de primera mano la situación que se vive en Venezuela, pues su familia –de quien nunca se olvida– se encuentra en el país, sin embargo, apuesta a la unión para conseguir una salida.

“Debemos seguir luchando porque al final del túnel hay una luz y esa luz significa unión. Porque la polarización ha calado hondo hasta en las mismas familias”, sentenció.

Uno de los grandes males que asfixian al país es la “sobrepolitización”, expuso el director, ante esto hizo un llamado a cuidar a los niños de los enfrentamientos partidistas. “No podemos enfermarlos con esta diatriba política y esta pelea permanente de que si tú eres culpable. Cada uno tiene que asumir su responsabilidad y su culpa”, porque la polarización ha logrado incluso enfrentar familias, precisó.

Dudamel asegura que no es momento de desesperarse, “hemos sido sido muy golpeados, también por nosotros mismos”, pero tampoco es el momento de echarse culpas, pues un país necesita de mucho tiempo y trabajo para recuperarse.

Sobre las críticas a su “silencio”, Dudamel expresó que nunca ha estado en silencio, pero no hace alarde de las gestiones que realiza con el fin de colaborar con el desarrollo de los jóvenes del país, quienes son precisamente quienes le brindan la esperanza, por ellos “tengo fe que vendrá el momento en que Venezuela se desarrolle, porque ahora estamos en el hueco pero nos han hecho lo suficientemente fuertes para salir de él”.

“Hoy es un emblema de esperanza” que el Sistema Nacional de Orquestas y Coros Juveniles e infantiles de Venezuela no se hayan detenido frente a la situación, “mientras haya un niño en los núcleos, el Sistema está vivo. Un sólo niño, un maestro. Aún hoy, en la situación actual, eso genera un efecto multiplicador. El Sistema se ha hecho de adversidades”, señaló.

El no mostrar una postura política tiene un fin para el director. “Mi papel es de unir, y no dividir. Porque para mí es muy difícil tener un público que está completamente dividido y yo dividirlo más. Mi función es que el público sienta que cuando está escuchando música se está uniendo. Habrá otros que hacen discursos políticos pero ésa no es mi función. El resto es trabajar, no por un lado o por un color, sino por toda Venezuela”, explicó.

__________________________

Por Yonaski Moreno / Supuesto Negado