LA IMPORTANCIA DE LA DISPUTA ELECTORAL EN MIRANDA: ¿CUÁL PODRÍA SER EL RESULTADO?

Desde el punto de vista electoral, la disputa de poder en el estado Miranda es una de las cuestiones estratégicas claves de las elecciones regionales 2017. Esto es así, en primer lugar, por las características de ambos candidatos: Héctor Rodríguez por las fuerzas del PSUV-GPP-SB, y Carlos Ocariz por Primero Justicia.

El Estado Miranda es el segundo estado con mayor población electoral del país, luego del estado Zulia, aunque por encima de la población electoral del Distrito Capital, y de estados como Carabobo, Lara, Anzoátegui y Bolívar.

Para la integración de los miembros de la ANC llamó la atención los resultados favorables obtenidos en participación de los municipios Guaicaipuro (36,87%; es decir, alrededor de 71.000 potenciales votos para el PSUV) y el municipio Plaza (44%; alrededor de 61.000 potenciales votos para el PSUV).

Con resultados similares a los obtenidos para la integración a la ANC se incrementa la probabilidad de ventaja para la candidatura del PSUV en corredores electorales claves del estado Miranda, lo cual haría de esta elección un evento muy disputado, si tomamos en cuenta que en las regionales del año 2012 la ventaja de la oposición fue de menos de 45.000 votos.

Miranda está conformado por 21 municipios que corresponden a las 6 sub-regiones que conforman el estado: Altos Mirandinos, Valles del Tuy, Sucre, Área Metropolitana, Guarenas-Guatire y Barlovento.

Cada una de estas subregiones constituye en sí misma la trama de corredores territoriales y electorales del estado, y dada tanto su complejidad como heterogeneidad conviene tratarlas a partir de una estrategia política flexible y diferenciada.

En el siguiente mapa podemos visualizar a los 21 municipios y sus capitales.

Los Altos Mirandinos engloban a los municipios Guaicaipuro (Municipio Capital: Los Teques), Carrizal y Los Salías.

Siguiendo el establecimiento de “circuitos electorales” en las elecciones parlamentarias del año 2015, podríamos denominarlo corredor electoral n° 1, incluyendo o excluyendo obviamente las parroquias que el CNN determinó para el establecimiento de los mismos.

La subregión Área Metropolitana engloba a los municipios Chacao, Baruta, El Hatillo y la parroquia Leoncio Martínez del municipio Sucre, configurando el corredor electoral n° 2.

La sub-región Sucre corresponde a la parroquia Petare, la cual constituye el corredor electoral n° 3.

La subregión Guarenas-Guatire engloba a los municipios Plaza y Zamora, y desde el punto de vista electoral también englobaría a las siguientes parroquias pertenecientes al municipio Sucre, Caucaguita, Filas de Mariche y La Dolorita, constituyendo el corredor electoral n° 4.

La subregión de Barlovento engloba los municipios Acevedo, Andrés Bello, Brión, Buróz, Páez y Pedro Gual, constituyendo el corredor electoral n° 5

Los Valles del Tuy engloban a los municipios Paz Castillo, Cristóbal Rojas, Simón Bolívar, Independencia, Urdaneta, Lander y Guaicaipuro (Parroquia Tácata), constituyendo el corredor electoral n° 6.

Sin embargo, la complejidad del municipio Sucre en sí misma es clave, pues desde el punto de vista de las elecciones municipales constituye su propio corredor electoral, además de corresponder actualmente al gobierno de la principal candidatura de oposición, por Primero Justicia: Carlos Ocariz.

Los bastiones territoriales donde ha prevalecido electoralmente la oposición son los municipios: Sucre, Baruta, Chacao, Los Salías, El Hatillo y Carrizal.

Es decir, que, territorialmente, de 21 municipios del estado Miranda, la oposición ha concentrado su mayoría electoral en 6 municipios, mientras los factores de apoyo al proceso bolivariano han concentrado su mayoría electoral en 15 municipios del estado Miranda.

Sin embargo, otra mirada sería desde el punto de vista de la población electoral, pues cabe visualizar su significación tomando como referencia los datos del Registro Electoral en las últimas elecciones regionales del año 2012, para así comprender el peso de la demografía electoral.

MUNICIPIO REP % Población Electoral
SUCRE 475168 23,84
BARUTA 235186 11,80
CE GUAICAIPURO 190350 9,55
PLAZA 138473 6,95
ZAMORA 119840 6,01
INDEPENDENCIA 92122 4,62
LANDER 90032 4,52
CHACAO 85719 4,30
URDANETA 82600 4,14
CRISTOBAL ROJAS 80114 4,02
PAZ CASTILLO 64005 3,21
ACEVEDO 56170 2,82
LOS SALIAS 56338 2,83
HATILLO 52332 2,63
BRION 39189 1,97
CARRIZAL 37049 1,86
PAEZ 26205 1,31
SIMON BOLIVAR 26052 1,31
BUROZ 16310 0,82
ANDRES BELLO 16057 0,81
PEDRO GUAL 13905 0,70

Como se desprende de la anterior tabla, los seis (6) municipios donde prevalece la oposición: Sucre, Baruta, Chacao, Los Salías, El Hatillo y Carrizal concentran el 47,25% de la población electoral del estado, además de formar parte del Área Metropolitana de Caracas y de los Altos Mirandinos, conteniendo en el seno de los municipios Sucre y Baruta, importantes sectores populares.

Ciertamente, en la totalidad de los municipios donde prevalece la oposición existe una predominancia de los sectores de ingresos altos y medios de la población, sobremanera en el corredor electoral n° 2, pero no debemos subestimar la significación de las características socioeconómicas y poblacionales del municipio Sucre, pues allí se concentra un importante bastión electoral de oposición basado en el voto de sectores populares.

Tampoco debemos dejar de mencionar que de los municipios de mayoría contraria al gobierno concentraron, en gran medida, la protesta violenta en el primer semestre del año 2017, dando evidencia del radicalismo de un segmento importante de la población opositora que en ellos habita.

Por otra parte, en las elecciones regionales del año 2012 y en las municipales del año 2013, la correlación de fuerzas entre la revolución bolivariana y la oposición en el municipio Sucre fue (2012: RB=44,55% < OPO=54,95%), (2013: RB=44,51% < OPO=52,79%). Las brechas fueron respectivamente desfavorables al proceso bolivariano en – 10,4% y en – 8,28%.

En la siguiente tabla podemos ver el desempeño electoral en las elecciones regionales 2012, municipales 2013 y parlamentarias 2015 de cada uno de los corredores electorales:

CORREDOR ELECTORAL N° 1: municipios Guaicaipuro (excluyendo a la parroquia Tácata), conjuntamente con el municipio Carrizal y Los Salías.

CORREDOR ELECTORAL N° 2: municipios Chacao, Baruta, El Hatillo y la parroquia Leoncio Martínez del municipio Sucre

CORREDOR ELECTORAL N° 3: la parroquia Petare del municipio Sucre.

CORREDOR ELECTORAL N° 4: municipios Plaza y Zamora, y también englobaría a las siguientes parroquias pertenecientes al municipio Sucre (Caucaguita, Filas de Mariche y La Dolorita).

CORREDOR ELECTORAL N° 5: municipios Acevedo, Andrés Bello, Brión, Buróz, Páez y Pedro Gual.

CORREDOR ELECTORAL N° 6: municipios Paz Castillo, Cristóbal Rojas, Simón Bolívar, Independencia, Urdaneta, Lander y la parroquia Tácata (municipio Guaicaipuro).

A primera vista es posible destacar el comportamiento de los corredores electorales: los tres primeros favorables a las fuerzas de la oposición, mientras los tres siguientes a las fuerzas del proceso bolivariano.

En las elecciones municipales del año 2013 fue notorio el esfuerzo de recuperación de fuerzas en los corredores electorales n° 1, 2 y 3 por parte de las candidaturas bolivarianas, sin embargo, existió una pérdida de fuerzas en los bastiones tradicionales n° 5 y 6, que no puede atribuirse exclusivamente a un ligero aumento en la abstención con relación al año 2012.

Allí quizás la movilización y las candidaturas para las elecciones a alcaldes no tuvieron el mismo efecto de arrastre del año 2012.

Adicionalmente, es posible comprender la dinámica de los corredores electorales para el año 2015 en plenas elecciones parlamentarias.

La pérdida ostensible de fuerza electoral en los corredores electorales con relación al año 2012 por parte del bloque bolivariano fue la característica fundamental del proceso en el año 2015, y puede analizarse en cada corredor electoral:

Así mismo, pueden analizar la modificación de las brechas electorales entre el año 2012 y el año 2015 entre fuerzas bolivarianas y fuerzas opositoras:

Algunas conclusiones pueden extraerse de semejantes datos:

La candidatura bolivariana a las regionales de 2017 debe recuperar las brechas favorables en los bastiones tradicionales: corredores electorales n° 4, 5 y 6, en especial en el corredor 4 (Subregión Guarenas-Guatire) y 6 (Valles del Tuy).

La candidatura de Héctor Rodríguez, oriundo del municipio Páez de la Sub-región de Barlovento, podría ser emblemática para una reconexión con todo el eje popular de los corredores electorales 4, 5 y 6, sobremanera dada la necesidad de recuperar fuerzas en el eje Guarenas-Guatire, así como reconquistar fuerzas en la parroquia Petare.

Ciertamente, la candidatura bolivariana requiere de una estrategia de recuperación de fuerzas en la subregión de los “Altos Mirandinos”, en especial en los municipios Guaicaipuro y Carrizal, contando allí de una alianza con el alcalde del municipio Guaicaipuro.

La candidatura bolivariana de Héctor Rodríguez requiere de una específica estrategia en la parroquia Petare, si quiere disputarle voto a voto el espacio de poder a la candidatura a la gobernación de Carlos Ocariz, pues allí se juega en parte las ventajas decisivas de la correlación de fuerzas.

Es evidente que la abstención opositora en el corredor electoral n° 2 favorece a las fuerzas bolivarianas, lo cual requiere una combinación de incentivos a la movilización de las propias fuerzas y a la desactivación-desmoralización-división de las fuerzas oponentes, lo cual, en parte, ha venido sucediendo por las disputas de poder entre los sectores más radicales y los sectores más pragmático-electorales.

Carlos Ocariz tendría que demostrar su capacidad de fungir de bisagra y mediador entre ambos sectores, constituyendo uno de sus retos vencer la alta abstención opositora en Municipios claves del corredor electoral n° 2: Baruta (41,12% en 2012), Chacao (45,39% en 2012), El Hatillo (38,72% en 2012) y la parroquia Leoncio Martínez (58,11% en 2012).

Ocariz tendría el reto de ubicar la abstención para las elecciones regionales en el corredor n° 2 en menos del 33,61% del año 2015.

Por otra parte, tanto Héctor Rodríguez como Carlos Ocariz también tienen el reto de ganarse a un histórico sector abstencionista en Parroquias como Petare, Caucaguita, Filas de Mariche y la Dolorita.

Si Héctor Rodríguez logra movilizar masivamente a sus bases de apoyo electoral en los corredores electorales n° 4, 5 y 6, lograr forjar una sólida alianza y movilización en el municipio Guaicaipuro, y le “ronca la cueva” a Carlos Ocariz en el propio corredor electoral n° 3, podría aislar la ventaja electoral del candidato opositor en los bastiones de clase media-alta en el corredor electoral n° 2.

Una victoria de Héctor Rodríguez o de Carlos Ocariz en Miranda, sin duda los proyectaría como figuras políticas con futuro presidenciable a corto y mediano plazo para el país.

Y de no ser presidenciables en lo inmediato, también los posicionaría como factores de apoyo decisivos para cualquier candidatura en el país.

De allí la importancia estratégica de conquistar la victoria en el Estado Miranda.

___________________

Por Gokai Moreno / Supuesto Negado