Los linchamientos son el daño colateral de la frustración opositora

Con el fracaso del intento de golpe de Estado de este martes revivió una práctica común entre las filas opositoras: el linchamiento a personas que “parezcan chavistas”.

En horas de la tarde, la periodista de RT Érika Ortega Sanoja difundió cómo al este de Caracas, cerca de dónde comenzó la escaramuza liderada por Leopoldo López y Juan Guaidó, un joven sufrió un intento de linchamiento por parte de una turba que apoyaba la insurrección.

“Fuente me informa del linchamiento de un joven en alrededores de Plaza Altamira: ‘Éste se refugió en la arepera Los Pilones, pero la turba opositora le dio un plazo a los dueños del local para entregarlo o entrarían por la fuerza a buscarlo; al final lo entregaron’”, fue el mensaje difundido por la reportera.

Hasta ahora ninguna fuente oficial ha confirmado el hecho, no obstante, Ortega acompaña su tuit con una fotografía que muestra desde lo alto la fachada del citado restaurante con una centena de personas a sus puertas.

El hecho recuerda acciones recientes perpetradas por grupos violentos de la oposición, que en épocas de guarimba llegaron hasta a quemar vivas a personas que abiertamente se identificaban como chavistas, o que simplemente, según ellos, parecían serlo.

En 2017 esa fue la suerte del joven Orlando Figuera, a quien encendieron en llamas y días después murió a causa de las quemaduras. Otras decenas de personas, en diversas coyunturas recientes, también fueron perseguidas y hostigadas por la misma causa.

En los acontecimientos de este 30 de abril, además del joven presuntamente linchado –cuya identidad se desconoce-, los reportes oficiales informan sobre un único herido, el coronel Yerzon Jiménez Báez, leal a Nicolás Maduro, quien recibió una herida de bala en el cuello y se encuentra con pronóstico reservado.

También descargan a los medios

Venezuela es el único país en el que cada vez que fracasa un intento de golpe de Estado, sus frustrados ejecutores descargan la rabia ejerciendo más violencia, persiguiendo y linchando a personas inocentes y reclamando la censura de los medios de comunicación.

Pasa este martes. Seguidores de la oposición, especialmente en horas de la tarde cuando ya se ha desinflado la noticia del pretendido levantamiento, envían mensajes fustigando a las televisoras de señal abierta, por la supuesta escasa cobertura que han dado a la intentona.

Fustigan que canales como Venevisión, Televén y Globovisión supuestamente no estén informando sobre lo que sucede en la calle.

Sin embargo, al mismo tiempo, el Sindicato Nacional de Trabajadores de la Prensa (SNTP), denunció a través de su cuenta en Twitter que los equipos de Venevisión que se acercaron a la Plaza Francia, al Distribuidor Altamira y a la comandancia de la GNB en El Paraíso para dar cobertura a la noticia del día, fueron hostigados por manifestantes de la oposición y se les impidió hacer su reporte.

Por Rosa Raydán/ Supuesto Negado