Según ONU la única opción sobre la mesa es el diálogo

La presidenta de la Asamblea General de la Organización de Naciones Unidas (ONU), María Fernanda Espinosa, reiteró este miércoles que la única opción viable para solucionar la crisis política y social que atraviesa Venezuela es una nueva ronda de diálogo.

Señaló que aunque existen posiciones encontradas sobre la situación del país entre los Estados miembros de la ONU, todos coinciden en que la negociación puede garantizar un mayor éxito que cualquiera de las otras alternativas presentadas hasta el momento.

Asimismo, Espinosa recordó que existe un proceso de negociación sobre el que se han alineado varias iniciativas que están en marcha como el Grupo de Contacto Internacional (GCI), conformado por la Unión Europea (UE) y algunos países de América Latina, además del mecanismo de Montevideo, que impulsaron Uruguay y México.

“Ese es el camino a transitar y de acompañar a las partes interesadas en avanzar. Un proceso de diálogo y negociación creo que es el único camino viable y eso es lo que ha dicho el secretario general (António Guterres) y ha ofrecido los buenos oficios de la ONU cuando las condiciones se den para un proceso serio de negociación”, señaló.

Para la presidenta de la Asamblea General de la ONU, lo ideal es que la solución se dé entre los propios venezolanos y que este proceso esté marcado por la voluntad y el deseo político de todos los involucrados.

Las declaraciones de Espinosa se produjeron durante una visita de trabajo de dos días a México que calificó de “intensa y productiva”.

Otros actores, como el sociólogo venezolano Leopoldo Puchi, han asegurado recientemente que el camino del diálogo ha cobrado nuevamente fuerza, ante el hipotético fracaso de la más reciente estrategia de la oposición encarnada en el diputado Juan Guaidó.

En un articulo publicado el pasado miércoles, Puchi asegura que ya se estaría hablando de una posible convocatoria a elecciones y un acuerdo negociado sobre convivencia postelectoral que daría otro matiz a la coyuntura actual que vive el país.

En el texto, señala que durante ese posible debate “también quedaría descartado el planteamiento de creación de un gobierno de transición antes de unas elecciones, y el esfuerzo se centraría en la organización de los comicios de relegitimación de los poderes, votación que se realizaría con Maduro en la presidencia”.

Por Andreina Ramos Ginés / Supuesto Negado